Pilar: sospechan de la policía por la muerte del hombre que estuvo...

Pilar: sospechan de la policía por la muerte del hombre que estuvo nueve días desaparecido

Darío Cabrera, un vendedor ambulante de 30 años, salió de su casa en Villa Astolfi y apareció enterrado como NN en Benavidez. La versión oficial afirma que murió en un accidente de tránsito pero sus familiares apuntan a un caso de abuso policial.

Compartir
Foto: Pilar a Diario

El cuerpo de Darío Cabrera, vecino de Villa Astolfi y desaparecido desde el domingo 19 de noviembre, apareció enterrado en un cementerio de Benavidez ayer por la tarde, un rato antes que se realizara una marcha en el centro de Pilar convocada por sus familiares. La versión de la policía es que Darío, de 30 años y padre de una nena, falleció víctima de un accidente de tránsito, pero los familiares de la víctima apuntan a la responsabilidad de la Policía Bonaerense.

Cabrera se ganaba la vida como vendedor ambulante y fue visto por última vez el 19 de noviembre en el tren San Martín, cuando se dirigía a José C. Paz. No se supo nada más de él hasta que ayer por la tarde, la policía se comunicó con los familiares para avisarle que Darío había fallecido el mismo día de su desaparición, al sufrir un accidente en la Panamericana a la altura de Pacheco, y que el cuerpo se encontraba enterrado com NN en un cementerio de Benavidez.

En diálogo con el programa Materia Prima (FM Plaza 92.1), Matías Cabrera, hermano de Darío, manifestó sus sospechas respecto al accionar policial: “En nueve días no tienen un solo dato, y a dos horas de la marcha mágicamente aparece el cuerpo… Acá hay algo raro y se tiene que hacer justicia”, declaró el hermano. y agregó. “Gracias a la difusión apareció el cuerpo, de lo contrario no se hubiese sabido nada, nos cerraron las puertas en todos lados. Desde el principio hubo algo raro”.

La familia de Cabrera se enteró del fallecimiento de Darío un rato antes de realizarse la marcha en el centro de Pilar, por medio de un llamado telefónico. “Nos suben a un auto, nos llevan a Pacheco y nos dicen que ahí estaba el cuerpo. Lo reconocimos por fotos en la comisaría de Pacheco, porque cuando pedimos ver el cuerpo nos dijeron que está enterrado. ¿Tan pronto el cuerpo enterrado? En la foto, mi hermano está abierto de punta a punta”, expresó Matías, quien dejó claro que no cree la versión del accidente: “Varias personas certifican haber estado con él el lunes, incluso dejaron asentado en denuncias que hablaron con él, entonces no puede haber muerto el domingo”, argumentó.

Durante la entrevista, Cabrera relató el duro peregrinar de la familia durante la desaparición de su hermano. “En el destacamento de Astolfi nos decían que no estaba muerto, que no estaba en hospitales, y la DDI de Pilar recién nos tomó la denuncia este lunes”, contó Matías Cabrera, y entregó su propia versión: “Para mí, lo detuvieron por algo, se le fue la mano a la policía, lo cagaron a palos (sic) y lo enterraron para que se descomponga más rápido”.

Dejar una respuesta