Tigre: los padres que agredieron a una auxiliar no podrán acercarse a...

Tigre: los padres que agredieron a una auxiliar no podrán acercarse a la escuela

El juez de paz del distrito impuso una restricción perimetral a la pareja que golpeó a la portera de la Escuela 5 de Benavídez. El hijo de los agresores seguirá asistiendo a clases, pero sus padres no podrán llevarlo ni pasarlo a buscar por el establecimiento: deberán hacerlo otros adultos.

Compartir
Foto: Clarín.

Los padres de un alumno de la Escuela 5 de Benavídez (Tigre) que el viernes agredieron a una auxiliar docente tendrán una restricción “perimetral” y no podrán acercarse a menos de 200 metros del establecimiento. Así lo determinó el juez de paz del distrito. Al chico lo llevarán y retirarán del colegio otros familiares o quien se haga cargo de la custodia.

La medida, según consignó Clarín, se adoptará tras analizar las denuncias presentadas por las autoridades de la Dirección General de Escuelas bonaerense y el intendente, Julio Zamora. La víctima no volverá a la escuela hasta que lo determine la ART, en tanto que el alumno seguirá asistiendo a clases.

El ataque se registró el viernes último, cuando la portera – Miriam Rivero, de 30 años- recibió una trompada en la cara y golpes por parte de los padres de uno de los alumnos. Todo ocurrió delante de otros estudiantes y de varios adultos que estaban esperando en la puerta del centro educativo “Juana Manso”, en Guido Spano al 1200 del barrio El Arco, cerca del centro de Benavídez.

Según trascendió, el episodio se desató cuando uno de los menores intentó salir antes de tiempo. Rivero se lo impidió y allí comenzó la discusión con la madre del chico, quien amenazó con llamar al marido. Enseguida llegó el hombre, Marcelo Lobo, quien golpeó en el rostro a la auxiliar y no dejaba de pegarle pese a los intentos de los presentes por apartarlo. Hasta que finalmente fue demorado por la Policía.

Dejar una respuesta