Compartir

Luego de dos meses de ensayos, nervios, emociones y mucha adrenalina, llegó el día que la escena joven del rock sanisidrense estaba esperando. Hoy desde las 19, la Casa de la Juventud recibirá a Ávidos del Haber, Triciclo, Néctar, Tejótate, Basta Chicos y Mythe Degas, los seis grupos finalistas de San Isidro te Escucha, el concurso de nuevos talentos organizado por la Subsecretaría de Cultura y Vorterix. Cada una de las bandas actuará durante 20 minutos ante el jurado integrado por Lula Bertoldi (cantante y guitarrista de Eruca Sativa), Gustavo Amann (productor de MTS Producciones) y Daniel Jiménez (periodista de FM Vorterix).

Durante seis jueves consecutivos, las bandas y solistas participaron de las instancias clasificatorias del concurso auspiciado por  MTS Producciones, Level Music y Famusic, que se realizaron abiertas al público en la Casa de la Juventud. Bertoldi destacó la chance que se les brinda a las bandas de mostrarse y el respeto que imperó entre todas. “Fueron propuestas interesantes, grupos con integrantes de 17, 18 años, búsquedas artísticas muy personales. Estoy gratamente sorprendida y muy entusiasmada con la final. Hubo un par de bandas que me volaron la cabeza, De todos modos, más allá del resultado final, estoy convencida de que todas ganaron”, expresó la cantante.

El primer clasificado fue Ávidos del Haber, un trío oriundo de Victoria -San Fernando- integrado por Fernando Carranza en guitarra y voz, Lautaro Roldán en bajo y Matías Cuevas en batería y coros. Con influencias que van desde Luis Alberto Spinetta y Led Zeppelin a artistas nuevos como Sig Ragga, el grupo formado a principios de este año dio el primer paso para la gran final.

El 13 de julio se realizó la segunda instancia de clasificación. Cinco grupos mostraron su propuesta durante veinte minutos y el elegido del jurado fue Triciclo, el grupo de Beccar  integrado por Julián Longhi, Tomás Paci y Federico Bettina. Los chicos se conocen desde el jardín de infantes del colegio Cardenal Copello y al finalizar los estudios formaron la banda. Primero interpretaban covers hasta que empezaron a aparecer los temas propios, siempre de en la línea del pop rock con referentes como Spinetta y Soda Stereo.

 

También de Beccar salió el tercer grupo finalista: se trata de Néctar, un power trío con influencias de Los Socios del Desierto.  El grupo formado en el Colegio Marín por Juan Pedro Rostagno (voz y guitarra), Ignacio Gatti (bajo) y Klaus Nielsen (batería) convenció al jurado con cinco temas de autoría propia.

El cuarto finalista llegó desde Olivos: Tejótate, se formó en el colegio Paula Albarracín y con una fusión de estilos que pasa por el funk, el soul, el jazz y el rock se ganó un lugar en la gran final. La banda forma con Tomi Torres (voz y guitarra), Juancho Gutiérrez (batería), Tomás Cervi (guitarra) y Fidel Riveros (bajo).

El punk rock dirá presente en la gran final de la mano de Basta Chicos. El grupo de Martínez surgió de la química entre Fran Canela (guitarra y voz) y Juan Francisco Raggio (voz) a la hora de decodificar melodías atrapadas en la vida, en las frustraciones amorosas y en los bares del barrio. Luego se fueron sumando Fabula (bajo), Fran Pez (batería) y Fran Pinta (bajo), para continuar su travesía en la sala de ensayo, con el punk como base de la unión y grupos como Ramones, The Clash, Sex Pistols, Dos Minutos y Flema como influencias.

Mythe Degas, de San Isidro, logró el último boleto para la final, en la clasificatoria realizada el pasado jueves. El trío integrado por Francisco D´Ambra (bajo y guitarra), Franco Mirkin (guitarra, voz y teclados) y Marcos Arizaga (batería y percusión), se formó en el colegio Holy Cross de Victoria y transita un rock alternativo y experimental, con raíces en Pink Floyd y Led Zeppelin.

El grupo ganador accederá a atractivos premios: grabar un disco en Vorterix y Estudio NN (San Isidro), mezclarlo en Mawi Records y masterizarlo en El Loto Azul, de Mario Siperman; además de acceder a un videoclip dirigido por Diego Baus (Gustavo Cerati y Richard Coleman). También accederá a una edición de 300 unidades físicas en CD box, distribución digital durante tres meses desde la publicación del disco en Bandcamp, I-tunes, Spotify y Dezzer, y a la participación en el festival municipal del Día de la Primavera.

Dejar una respuesta