Tigre: proyectan que se declare de interés cultural un libro sobre niñez...

Tigre: proyectan que se declare de interés cultural un libro sobre niñez trans

Con el objetivo de “abrir el debate en el distrito sobre los derechos de las personas trans y LGTB”, el bloque del FpV impulsó una iniciativa para declarar de interés el libro Yo nena, yo princesa, que fue presentado el sábado en el distrito. Cuenta la historia de Luana, la niña trans que luchó desde los cuatro años por el respeto de su identidad sexual.

Compartir

Luana eligió llamarse así. Tenía sólo cuatro años cuando lo hizo. Porque pese a haber nacido en el cuerpo de un varón, se identificó con lo femenino apenas comenzó a delinear su identidad. Su lucha y la de su mamá permitieron que obtuviera un DNI acorde a su autopercepción de género, aún siendo tan pequeña. Y su caso se convirtió en un emblema por los derechos de la niñez trans. Su madre, Gabriela Mansilla, volcó el camino recorrido en un libro: Yo nena, yo princesa. El sábado pasado fue presentado en Tigre, donde un proyecto del bloque de concejales del Frente para la Victoria propone declararlo de interés cultural.

Con el objetivo de “abrir el debate en el distrito sobre los derechos de las personas trans y LGTB”, el secretario de bloque de concejales del FpV Tigre, Fabricio Cerdán, le entregó el proyecto a Mansilla durante la presentación realizada en el Centro Cultural “Huesito” Cabrera, en Rincón de Milberg, convocada por la Asociación Somos Diversidad y el Frente de Género Descamisadxs Tigre.

Mansilla relató el camino de lucha que tuvo que afrontar por el reconocimiento legal de la identidad de género de Luana. Resaltó que la Ley Nacional de Identidad de Género, aprobada en 2012, allanó el recorrido pero no eliminó todos los obstáculos. Y que hoy, con ley vigente, los organismos del Estado no se la toman en serio o no capacitan a su personal dentro de las instituciones.

La mamá de Luana pidió al público que escuche a sus hijos y que se comprometa a transformar un mundo “tan binario”, para que el Estado no deje afuera ninguna identidad ni elección sexual. E instó a quien atraviese un caso semejante al de Luana a contactarse con la asociación civil que fundó: Infancias Libres ([email protected]).

Cerdán, por su parte, planteó que “escuchar esta historia de lucha y de amor que Gabriela vivió por la identidad de su hija Luana permite ver lo mucho que nos falta como sociedad”. Y agregó: “La identidad de género autopercibida es un derecho que se logró en 2012, durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, y hoy es nuestro deber profundizar este derecho para que la igualdad en nuestra sociedad sea una realidad”.

También participaron de la charla el concejal del FpV Federico Ugo, así como Facundo Martínez, de Asociación Somos Diversidad, y Viviana Leguizamón, referenta del Frente de Género de Descamisados Tigre.

Dejar una respuesta