Marcha a Campo de Mayo: “Los trabajadores y la Memoria somos la...

Marcha a Campo de Mayo: “Los trabajadores y la Memoria somos la Patria”

A 41 años de la última dictadura cívico-militar, organismos de DDHH, familiares y sobrevivientes de los centros clandestinos de Campo de Mayo marcharon en reclamo de “avances en la investigación sobre los cómplices civiles de los crímenes” de lesa humanidad.

Compartir
Foto: Agencia Farco

“Los trabajadores y la Memoria somos la Patria” fue el lema de la marcha que reúne a cientos de familiares y sobrevivientes de crímenes de lesa humanidad ocurridos en Campo de Mayo, el máximo centro clandestino de Zona Norte, que funcionó en el enorme predio del Ejército ubicado entre Tigre y San Miguel. El reclamo, nada menos que en la semana en a que se conmemoran 41 años de la última dictadura cívico-militar: “avances en la investigación sobre los cómplices civiles de los crímenes”.

Los organismos, nucleados en la Comisión por la Recuperación de la Memoria de Campo de Mayo, convocaron a la marcha que se realizó el sábado a las 9.30, desde la avenida San Martín y la ruta 8. Cerca de las 10, ingresaron por la puerta 4 al predio donde funcionaron nada menos que funcionaron cuatro centros y una maternidad clandestina durante la última dictadura.

El encuentro contó con la presencia de la nieta recuperada Victoria Montenegro, el abogado de organismos de Derechos Humanos, Pablo Llonto, y el líder del SUTEBA provincial, Roberto Baradel, que por estos días es una de las figuras de la lucha de los docentes por las paritarias salariales.

“Hay nuevos condenados por los delitos cometidos en este lugar, no hay ningún absuelto”, señaló Pablo Llonto, según informó Tiempo de Tortuguitas. Y agregó: “Por fin llegó la condena a los responsables de secuestrar a seis conscriptos y hacer desaparecer a tres de ellos”. Sin embargo, se refirió a “los intentos del gobierno y de los traidores de marcar que ya es momento de reconciliación”. “Ni olvido ni perdón y juicio y castigo a los culpables”, agregó finalmente.

Foto: Tiempo de Tortuguitas

Victoria Montenegro, en tanto, también hizo mención a las políticas en derechos humanos del nuevo gobierno de Mauricio Macri: “Hoy más que nunca, porque nos gobiernan los civiles que estaban detrás de los tanques y las botas. Tenemos que estar atentos y preguntarnos por qué les molesta tanto la memoria, porque quisieron mover el 24 de Marzo, porque necesitan que el pueblo no tome conciencia de cuanto tiene que ver esa fecha con este presente”.

Baradel también apuntó en la misma línea: “Hoy hablan de desestabilización y lo que hacen es preparar el camino de la represión”. Y agregó: “La tarea fundamental es construir la unidad absoluta del campo popular, sin grietas, porque es la única manera de poder enfrentarlos”.

Pero además, uno de los reclamos más fuertes también apuntó a las responsabilidades civiles en los crímenes de lesa humanidad, algunos juicios de los cuales fueron postergados: “Insistimos en el reclamo para que la Justicia investigue las responsabilidades civiles y empresariales en los crímenes de lesa humanidad”, señaló a Página 12 Antonio Fernández, referente del colectivo de derechos humanos que trabaja en Campo de Mayo.

Desde que comenzaron los juicios por delitos de lesa humanidad, la justicia federal de San Martín concretó 13 juicios en los que se analizaron responsabilidades de militares y policías por los crímenes cometidos dentro de Campo de Mayo. “En ninguno se pudo avanzar con la responsabilidad civil. Debería haber comenzado el de Ford, por sus 24 delegados desaparecidos, y aún no comenzó. Se está pidiendo además que se investigue el papel de la iglesia”, afirmó Fernández.

Zona Norte fue, por caso, una de las regiones donde más apoyo civil hubo en la dictadura, sobre todo por la organización sindical hacia adentro de las fábricas. “Esta región fue especialmente atacada por el nivel de organización sindical que la poblaba, incluso funcionaron centros clandestinos en el interior de algunas empresas, como la Ford”, explicó Fernández.

Dejar una respuesta