Pacheco: 600 trabajadores suspendidos en la planta de Volkswagen

Pacheco: 600 trabajadores suspendidos en la planta de Volkswagen

La empresa anunció que 600 obreros quedarán fuera de la fábrica hasta el invierno de 2018, cobrando la mitad de sus salarios. “Son despidos encubiertos. Esto se parece a 2001”, dijo un trabajador. Además, se agrava la situación en Banghó.

Compartir

La crisis económica se hace sentir con fuerza en las industrias de Zona Norte. Tras el embate que causó la quita de los aranceles a las importaciones de computadoras sobre la planta de Banghó, en Vicente López, el dato alarmante llega ahora desde el sector automotriz. Volkswagen anunció la suspensión de 600 trabajadores de la fábrica de Pacheco, por el extenso plazo de un año y medio.

“Son despidos encubiertos”, dijo el empleado Juan Carlos Amado, quien trabaja hace casi tres décadas para esa compañía, en declaraciones a Radio 10. “Esto se parece a 2001″, sentenció.

Según contó el trabajador, la empresa puso además a disposición los retiros voluntarios. Y denunció: “Esta es una política de la empresa, porque la camioneta Amarok se sigue fabricando a mucho ritmo”.

De acuerdo a los datos que brindó Amado, en Pacheco hay más de 4000 trabajadores y no se sabe cómo seleccionarán a los 600 suspendidos. “De palabra nos dijeron que nos van a pagar 75 por ciento en negro, que es algo así como el 55% de nuestro salario actual. Esto va a durar hasta el invierno del 2018”, señaló.

El operario dijo que además la empresa le redujo el tiempo de almuerzo y opinó que “esta situación la volvimos a ver como en el 2001”. En concreto, el plazo para almorzar pasó de 45 minutos a media hora, con la diferencia como tiempo ganado por la compañía y sacrificio a costa de los obreros.

Otra mala noticia en Vicente López

La empresa Banghó, cuya planta en Vicente López se convirtió en el primer blanco afectado por la quita de los aranceles a la importación de computadoras y otros productos informáticos, volvió ayer a ser noticia. Tras la oficialización de la medida por parte del Gobierno, el presidente de la firma PC-Arts Argentina -ensambladora de la marca Banghó-, Carlos Suaya, confirmó que la empresa despedirá a más de la mitad de sus 800 empleados a raíz del cambio de política implementado por la gestión Cambiemos. Así, se plantea un escenario más grave aún del que se conocía: los delegados sindicales de la fábrica habían denunciado 243 despidos, pero habrá casi el doble.

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta