Compartir
Foto: @tomy2430

La diputada povincial Lucía Portos, del FPV, presentó un proyecto de preocupación por “la desidia del municipio de Pilar ante la omisión de tomar las medidas a su alcance para prevenir graves consecuencias del temporal”.

En el escrito Portos sostiene que “A pesar de conocer el pronóstico de las reiteradas tormentas que azotan al distrito, más las demandas constantes de los vecinos por mejores condiciones en los servicios públicos, el gobierno local no realiza tareas necesarias en las zonas de riesgo como los barrios cercanos a ríos y arroyos”.

En sus fundamentos, del proyecto presentado ayer en la Cámara de Diputados bonaerense, Portos expuso que tras la fuerte tormenta que sufrió el partido de Pilar, “como siempre los más perjudicados fueron los barrios postergados de la comuna”.

Los vientos, que alcanzaron ráfagas de hasta 130 km/h, y las fuertes lluvias provocaron el desplome de árboles y postes, generando el colapso del servicio eléctrico. Además, según información oficial casi todo Pilar se quedó sin luz, llegando a afectar a 100.000 usuarios.

“A pesar de las demandas constantes de los vecinos y de conocer, también, la llegada de las tormentas, hace tiempo el municipio no realiza tareas de prevención en las zonas de riesgo en los barrios cercanos a ríos o arroyos como Río Luján, La Lomita, San Jorge, Los Tilos, El Manantial, Carabassa, Agustoni, entre otros”, dijo la diputada.

Foto: @tomy2430

Además agregó que los barrios de Pilar “viven en un estado de abandono por parte del Estado, en materia de seguridad, servicio de energía, acceso a la salud, libre tránsito, entre otras, han reclamado durante meses el control y mantenimiento de los postes de energía eléctrica-muchos de ellos se han caído”.

Tras el temporal, el municipio informó a los pilarenses que por cualquier tipo de emergencia deben comunicarse con Defensa Civil y mantenerse alejados de las zonas de riesgo, así como también puso a disposición como vía de comunicación las redes sociales. Para Portos “estos medios no tienen fácil acceso al encontrarse sin energía eléctrica la mayoría de las viviendas”.

El proyecto insta a las autoridades locales a que “Adecuen la estructura estatal de emergencias, respecto a medidas de prevención ya mencionadas, lo mismo en cuanto a la atención de salud, ya que las ambulancias no podían ingresar a los barrios perjudicados, en particular en La Lonja, donde ocurrió la muerte de una mujer y sus dos hijas por la caída de un árbol, los vecinos tuvieron que caminar durante media hora para acercar a las víctimas hasta la ambulancia”.

También que se fortalezca la asistencia social a los damnificados, acudiendo al Estado provincial de ser necesario, “dado que la clase trabajadora ha sido la más perjudicada, teniendo en cuenta el contexto económico nacional, son quienes más acompañamiento requieren por las pérdidas materiales y las consecuencias que con ellas devienen”, cerró Portos.

Dejar una respuesta